TRABAJAR EN MICROSTOCK: Atreverse a ser libre

La primera vez que alguien me pregunta ¿qué es eso? tengo preparada una batería de respuestas para intentar explicar algo muy sencillo, pero que salvando la pura lógica se hace muy difícil de entender.

  • ¿Es un modelo de negocio? Sí.
  • ¿Es una forma de promocionar tu trabajo como fotógrafo, diseñador o ilustrador? También.
  • ¿Es fácil empezar a trabajar en microstock? Sí. (Más o menos).
  • Vale, muy bien, pero ¿en qué consiste? 

Aquí la respuesta tiene que ser lo más clara y más breve posible. Básicamente, el microstock se trata de vender licencias de tu trabajo, ya sea foto, diseño o ilustración, a compradores de todo el mundo. Una agencia se encargará de eso por ti y a cambio, cada vez que alguien se descargue un trabajo tuyo, te llevas una comisión o si prefieres decirlo de otra manera, unos royalties. Efectivamente, royalties como las estrellas de la música, sólo que en vez de canciones son tus diseños los que triunfan por el mundo. ¿Suena bien? Claro que sí. Entonces ¿dónde está la dificultad? Bien, aquí llegan las preguntas difíciles:

  • ¿Es fácil ganarse la vida con microstock? Todo lo fácil que es ganarse la vida con cualquier negocio. Es decir, hasta que no transcurre un mínimo de un año o año y medio no empezarás a verle verdaderos beneficios. Si buscas dinero fácil y rápido y un trabajo de unas pocas horas diarias es mejor que te dediques a otra cosa.
  • Entonces, ¿qué sentido tiene dedicarse a esto? Todo el sentido del mundo si lo que quieres es conquistar tu libertad laboral haciendo lo que realmente te gusta. No tendrás a nadie detrás imponiéndote criterios, no tendrás que ajustarte a plazos de entrega y, si como yo, trabajas de freelance, te quitarás de encima la triste lacra de ver tu trabajo infravalorado y pagado tarde y mal. Ésa es la mejor recompensa y por eso merece la pena ver como al principio tus ganancias llegan con cuentagotas, pero llegan y así, mientras tu porfolio aumenta, también aumentan las descargas de tus trabajos, hasta que te encuentras un buen día con que aquella ilustración que estaba dormida en tu disco duro se ha descargado más de cien veces y seguirá descargándose hasta que a ti te dé la gana mantenerla en las agencias del micro.

Vuelvo pues a formular la pregunta:

  • ¿Qué sentido tiene dedicarse al microstock?

Dedicarse al microstock tiene todo el sentido que le quieras dar a tu libertad. La más difícil y a la vez, la más satisfactoria de las conquistas.

Hummingbird white lines
Ilustración microstock de @LaInspiratriz

Un año de microstock

Hace un par de meses se cumplió mi primer año en el mundo del micro y aunque no sé si me seguiré dedicando a ello más adelante, sí puedo asegurar que a día de hoy es una excelente opción para conseguir ingresos extra sin que se te despeine el tupé. Sin embargo aún no he conseguido hallar el Santo Grial, alcanzar el Nirvana, conocer el Quinto Elemento o conseguir el Anillo Sagrado al que aspira cualquiera que se adentre a pulmón libre en este mundo: vivir de ello. 

Y sé que parece complicadísimo, pero no lo es, sólo se trata de aumentar el porfolio regularmente y encontrar el equilibrio entre la cantidad, la calidad y la comercialidad del trabajo. Puedes tener cien mil imágenes y ganar unos poquillos dólares a la semana o tener apenas quinientas y ganarte un sueldo. Vosotros elegís, pero recordad que elijáis lo que elijáis, el trabajo duro no os lo va a quitar nadie. Mi consejo, que no tiene por qué sentar cátedra, es que el equilibrio es importantísimo y a una buena ilustración a la que se haya dedicado horas y horas, puede hacerse variaciones posteriores y derivar en cuatro o cinco dignísimas ilustraciones más en un rato. Los vectores son combinables, moldeables, intercambiables y nos permiten infinitas modificaciones que si se hacen de forma inteligente nos pueden conducir a un diseño nuevo en muy poco tiempo. Nunca se sabe, pero en mi caso, le he dedicado un tiempo precioso de dibujo a mano y vectorizado en Illustrator a ilustraciones a color que posteriormente he serializado en blanco y negro o en negro directo, en plan silueta y, para mi asombro, han sido en su más extrema simplificación las que más se ha vendido. Pero el tiempo dedicado ya estaba ahí.

Proceso Ilustración charleston baja
Un proceso básico de ilustración de microstock en Illustrator. Del color al BN y a las siluetas en un proceso de simplificación que suele lograr resultados satisfactorios. ¡Tan divertido como empezar a bailar!

Para los incrédulos o los que piensen que el micro no es lugar para buenos artistas lamento sacaros del error pero las imágenes valen más que mil palabras. Aquí tenéis varios ejemplos de artistas buenísimos que tienen al micro como parte de su trabajo.

Las dos primeras entrevistas son de la web mymicrostock.net un sitio excelente para aprender acerca de esta forma de negocio:

Larissa Kulik

Sergey Kandakov

Y esta entrevista, en inglés, a StudioStocks Illustrators, diseñadores de la lejana Península de Kamchatka, que se han hecho más que reconocibles en las agencias más punteras.

Esto es sólo una breve muestra acerca de la calidad del micro, pero que eso no os detenga, seguro que tenéis mucho que aportar.

Los únicos requisitos para un ilustrador de microstock son:

  • Ser constantes. Trabajar día a día y plantearse metas realistas a corto o medio plazo. Mejor pensar en aumentar un porfolio en diez o veinte ilustraciones cada semana, que plantearse una colección mítica de diez mil imágenes. Eso, ya llegará.
  • Ser honestos. Esto quiere decir que las copias y los plagios descarados a otras ilustraciones o fotografías, están prohibidos. Las agencias son muy duras al respecto y no dudan en cerrar una cuenta. Una cosa es interpretar la realidad a vuestro modo, basarse en cosas que habéis visto o inspirarse en conceptos y estilos y otra muy diferente en la copia, el calco, el “rasterizado” tal cual del trabajo de otro. Cuidado con eso. Leed muy bien las condiciones y los consejos de admisión de cada agencia. La mayoría están en español, pero si no es así, siempre podemos pedirle ayuda a Google.
  • Mantenerse en forma. Y no sólo físicamente. Estad atentos a las tendencias, a lo que se lleva y a lo que no y a las búsquedas de los clientes (en su mayoría son también diseñadores e ilustradores, así que sólo tendréis que poneros en su lugar). No sólo se trata de bucear entre los estilos artísticos más punteros, también hay que encontrar el nivel comercial de los conceptos y temas. Los negocios, las nuevas tecnologías, el turismo y la cocina son de los más buscados, pero no está de más descubrir nichos con una cierta demanda y no demasiadas propuestas. Procurad no “desfallecer” demasiado pronto. Esto es una carrera de fondo, no un sprint. A más resistencia, mayor rendimiento. La meta puede que no esté cercana, pero el secreto es seguir avanzando.

Para concluir con este resumen de requisitos, un consejo particular: encontraréis muchas opiniones, tanto en inglés como en español, que os animarán y os ayudarán a seguir; pero también contaréis con una buena batería de desmoralizantes palabras y desilusionantes experiencias que os echarán para atrás. Si de verdad queréis dedicaros a esto, NO HAGÁIS CASO. La mayoría de las opiniones vienen del mundo de la fotografía, donde el microstock está mucho más saturado. Los ilustradores vectoriales o los ilustradores en general, no somos tan numerosos y los buenos dibujos siempre van a ser demandados y además, como se suele decir, cada uno cuenta la película como le va.

Si después de lo visto y leído aún queréis seguir adelante y llamar a la puerta de lo desconocido aquí tenéis las llaves que os que os conducirán a convertiros en contribuidores de capa y espada. 

A continuación os enumero las agencias donde yo estoy y que os recomiendo, pero hay muchas más.

Shutterstock La Agencia por excelencia. La number one del negocio. Millones de archivos son descargados cada día en todo el mundo. Exigen un examen de ingreso y una preparación media para entrar, pero una vez dentro… las murallas se derrumban y ves como día a día tus amados dibujos se desparraman por el mundo.

Fotolia / Adobe Stock. Hace más de un año que el gigante Adobe se anexionó a la más que interesante Fotolia, desde entonces, se han convertido en la segunda agencia de microstock más demandada. Suele dar inmensas alegrías y a veces, bajones repentinos que es mejor no tener en cuenta. Merece la pena.

123rf. Fácil acceso y un nivel de aceptación de ilustraciones bastante alto. Se tarda en ver los frutos, pero llegan a la vez que el porfolio comienza a crecer. Paciencia es la palabra.

Deposit. Aún más fácil acceso que 123rf y similar nivel de aceptación. Resulta tan sencillo subir imágenes que compensa a las escasas ventas del principio. Después te das cuenta que la inversión merece la pena.

Dreamstime. Sólo llevo seis meses en esta agencia y aunque su interfaz de subida y aceptación de imágenes resulta algo farragosa y anticuada, hay quienes la integran en el podium de las grandes. Entré en Dream cuando ya había consolidado un buen porfolio en las demás agencias así que no tuve que esperar mucho para ver los resultados. Las comisiones están bastante bien y compensa el hecho de que las ventas tardan en llegar.

CreativeMarket. Este sitio merece mención especial porque no se trata de una agencia de microstock propiamente dicha, sino de una macro tienda donde podéis vender vuestros trabajos (ilustraciones, tipografías, diseños, fotografías, maquetas o mockups, etc.) al precio que pongáis. Ellos sólo se llevan una pequeña comisión sobre le precio final. No es fácil entrar porque su examen de ingreso es bastante minucioso, sin embargo, una vez dentro, ya no necesitaréis que os revisen cada imagen como ocurre en las otras agencias, tiene una preciosa interfaz y es muy fácil empezar a vender. Incluso, puede que alguien contacte con vosotros a través de vuestra tienda y os encarguen trabajos. A mí me ha pasado y no soy la única.

Este no ha sido  más que un breve paseo por el mundo del microstock y en él sólo os he transmitido una mínima parte de mi propia experiencia. Seguiré escribiendo en mi blog sobre ello, pero debéis saber que es un viaje en solitario en el que no en vano contaréis con la ayuda inestimable de grandes aventureros que empezaron el viaje mucho antes que yo y a los que debo parte de mi iniciación en el proceso:

Stock Mission, o el blog de Beatriz. Uno de los mejores blogs en español dedicados al micro creado por una excelente ilustradora y diseñadora gráfica.

Jesús Sanz, ilustración de calidad al servicio del microstock. También en español.

Microstockgroup, o todo lo que siempre quisistéis saber sobre el micro. En inglés.

Mymicrostock, del que ya os he hablado y que sin duda os allanará el camino.

Despido la entrada con una de mis últimas ilustraciones.

Summer portrait lady. Pretty woman in fashion retro style summer
Summer portrait of lady by @LaInspiratriz
Anuncios

4 comentarios en “TRABAJAR EN MICROSTOCK: Atreverse a ser libre

  1. Hola LaInspiratiz. Enhorabuena por el blog y, sobre todo, por tu estupendo trabajo de ilustración.
    Me alegra mucho que otra ilustradora se anime a compartir experiencias y cree su propio blog. Hace que uno se sienta menos bicho raro, dedicando parte de sus esfuerzos profesionales a una actividad tan poco conocida todavía.

    Me ha gustado mucho este artículo sobre el mundo del microstock. Desde mi punto de vista, y desde mi propia experiencia en este negocio, tengo que decirte que transmites una visión muy realista y clara; libre tanto de prejuicios como de falsas espectatívas. La verdad es que podría subscribirlo casi por completo. Espero poder leer nuevos artículos tuyos pronto. Gracias por enlazar a mi blog. Espero escribir pronto algo nuevo, que lo tengo un poco desatendido.

    He estado subiendo en los últimos días algunas ilustraciones nuevas a CreativeMarket, y he encontrado por ahí tu estupendo portafolio. Felicidades por todo ello; a seguir echándole ganas y creatividad.

    Me gusta

  2. Gracias por tus comentarios Jesús. Me alegro que te haya gustado el artículo y espero verte mucho más a menudo por aquí. Los microstockers ilustradores tenemos que animarnos entre nosotros porque estamos bien solitos en esto.
    Te sigo regularmente, sobre todo en Creative Market y me encanta tu trabajo. Enhorabuena por ello.

    Un abrazo y a seguir lápiz en ristre.

    Me gusta

  3. Creo que los ilustradores tenéis que trabajar mas que nosotros, los fotógrafos, pero tenéis menos competencia ……. no sé que es peor………..jajaajaj. Creo que hace unos años era muy fácil vender en microstock pero ahora la cosa ha cambiado …… muchos fotógrafos e ilustradores que no creían en esto han acabado aqui , ( yo mismo ), y ahora hay mucha mas competencia y calidad.
    Suerte con el blog …….. me pasaré por aqui muchas veces ……. digo yo………jajaaja.
    Saludosssssss.

    Me gusta

    1. Hola Genaro, tienes razón. Con los años parece que el negocio del microstock se ha consolidado, lo cual significa que nos obliga a trabajar el doble y a exigirnos el doble de calidad, y eso de momento, no es del todo malo. Otra cosa sería que se masificara y no creo que lleguemos a tanto. Por lo demás, sólo queda seguir adaptándonos.
      Un saludo

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s