Ganar dinero mientras tomas un café

Artistas de todo el mundo han confiado en el microstock como parte de su modo de ganarse la vida o, lo que es lo mismo, ganar dinero mientras se toman un café.

Tomar café
Ilustration by La Inspiración

Si eres un ilustrador profesional con una cartera de clientes consolidada y trabajo suficiente asegurado para los próximos años o si, por el contrario, trabajas por cuenta ajena bajo la tranquilidad de una nómina y un contrato más o menos fijo para una empresa que, por el momento, abastece todas tus necesidades vitales con una jornada de ocho tranquilas horas, puede que no te interese esta entrada. Pero si como yo, eres un ilustrador freelance que te sostienes diariamente a base de amor al trabajo y al arte, sin saber muy bien cómo te va a ir mañana o cómo vas a pasar los próximos seis meses y que día a día peleas por cobrar aquel trabajo que hiciste hace años; aquellos dibujos que hiciste para un amigo de un amigo; aquellos diseños realizados con amor de los que jamás recibiste un euro… entonces sí que te interesa.

No voy a extenderme mucho más, en realidad no pretendo convencer, sino, como el nombre de mi alter ego indica, inspirar. Que nadie se llame a engaño, el microstock no es fácil. Puede que los ilustradores —sobre todo si trabajamos con la ilustración vectorial— tengamos el campo más abierto, pero aún así, no es fácil. La mayoría abandona antes de llegar a los seis meses de vida en una agencia. ¿Las razones? Bien, supongo que obtener una cantidad mínima de ganancias por cada ilustración y tener que esperar un tiempo considerable hasta ganar un sueldo tangible puede llegar a desmoralizar al más motivado de los humanos, pero no se trata de eso. Basta con cambiar el enfoque: tus ilustraciones son tu inversión y cada vez que alguien se descarga una de ellas tú recibes una recompensa. Jamás perderás tu ilustración y, si gusta, sacarás un rédito infinito por ella. ¿Lo ves de otra manera? Si quieres información extra acerca de mi experiencia en microstock puedes visitar esta entrada mucho más extensa donde escribo abiertamente de ello. Ahora sólo quiero mostrar hasta qué punto artistas de todo el mundo han confiado en el microstock como parte de su modo de ganarse la vida o, lo que es lo mismo, ganar dinero mientras se toman un café.

El blog de Shutterstock es una mina de oro para quienes trabajamos en esto. Día a día nos ofrece valiosísimos artículos acerca de técnicas, consejos, etc. pero, hay veces, en las que se explaya ofreciéndonos inspiración de cinco estrellas. Este es el caso: una colección de ilustradores de alto nivel que ofrecen su trabajo para la agencia y que sin duda, serán los mejores abanderados para motivarnos sobre este modelo de negocio.

Si quieres ser como ellos y dejar que tus trabajos lleguen a todos los rincones del mundo, pincha en el banner y, recuerda: la libertad es la más difícil y, a la vez, la más satisfactoria de las conquistas. 



GuardarGuardar

Anuncios